viernes, 21 de abril de 2017

Bolsa limosnera

Aprovechando estas temperaturas tan buenas y este tiempo tan bonito quería enseñarles esta bolsa que he hecho para poner las pequeñas labores.
Ya les he contado en otras ocasiones que me parece muy práctico tener varias bolsas o neceseres para poner las distintas labores en las que estoy trabajando.
En esta ocasión compré el kit completo de esta bolsa limosnera, que así se llama, a una persona que conozco y aprecio muchísimo, a la que admiro como persona y por supuesto como diseñadora, se llama Teresa y es el alma de KITEALO, me imagino que muchas la conocerán de las distintas ferias de patchwork.
 El kit está maravillosamente explicado y los materiales son muy generosos, incluso me sobró mucho hilo...así da gusto, no todos pueden presumir de lo mismo.

Me parece una bolsa delicada, con unos colores muy apropiados para esta época del año y con los que me siento identificada completamente.
Y además es una labor ideal para aquellas personas que quieran iniciarse en el mundo del bordado e incluso para aquellas que lo dominan, pero que simplemente quieren disfrutar haciendo una bolsa tan bonita.


¿A qué es bonita? Bueno, a mi me encanta y espero que a ustedes, también.
En otro orden de cosas y tal como les prometí en mi última entrada y para dejar zanjado el tema de los llaveros les dejo unas fotos para que vean que cualquier objeto puede servirnos de inspiración para hacer estos divertidos llaveros.





Con este LOVE me despido por hoy. Quiero darles las gracias por pasarse por aquí y dejarme su cariño.
Un besito para todas y en especial para Teresa de Kitealo...gracias por diseñar cosas tan bonitas.
Image and video hosting by TinyPic

domingo, 16 de abril de 2017

Paso a paso: Aplicado libre y llavero


Hola a todas ¡feliz Pascua de Resurrección!. Mas vale tarde que nunca pero aquí estoy con mi llavero nuevo y he pensado que quizás les interese esta entrada donde les cuento el paso a paso del aplicado libre y de como hacer este pequeño llavero.
Ya les comento que no soy experta y que seguro que por internet encontraran muchas maneras de afrontar esta técnica tan resultona, ni siquiera sé si ésta es la forma correcta, pero con toda la humildad les cuento como lo hago yo y si alguna de ustedes les sirve, pues yo encantada de la vida.
Así mismo les ruego tengan un poco de paciencia porque con tanta foto quizás les resulte una entrada un poco larga.
¡¡Empezamos!!!

Para mi lo más importante en el aplicado libre es tener cerca esta aguja, se llaman agujas ciegas y son muy prácticas porque puedes introducir el hilo sin enhebrar. 
Si se fijan tiene dos agujeros, el de abajo sirve para meter el hilo de forma tradicional y el de arriba no está del todo cerrado, tiene una abertura por la parte superior que permite enhebrar el hilo simplemente tensándolo y haciendo presión hacia abajo.

Materiales:

  1. Dos trozos de fieltro de 3" (7 cm) x 2 1/4" (5,5 cm). Yo trabajo con pulgadas pero si quieren saber  a cuantos centímetros corresponde, en el lateral de mi blog hay un conversor (o convertidor) de pulgadas a centímetros y viceversa que es muy práctico.
  2.  Restos de telas de varios colores 
  3. Resto de guata de unos 2 1/2" x 2"
  4. Papel termoadhesivo de doble cara, de esos que usamos para hacer apliqué.
  5. Una argolla
  6. Un trozo de cinta de 3"
  7. El dibujo que vayamos a aplicar
  8. Hilo de color oscuro.
  9. Botones, charm o lo que le quieras poner,
Calcamos las partes del dibujo en el papel termoadhesivo como hacemos habitualmente con las aplicaciones: R reves del papel con R revés de la tela., planchamos y recortamos.
Situamos las telitas en el fieltro conforme al modelo que queramos hacer, en este caso, una casita por delante y un corazón por detrás.
Elegimos un color oscuro, el que tengamos en casa, no hace falta buscar uno especifico, con tal de que sea oscuro para que haga contraste con la tela nos servirá.
Empezamos sin miedo y pasamos la máquina de coser con una puntada más bien pequeña (en mi caso con una Bernina 440 el tamaño fué 1.80) Yo comienzo por lo menos complicado, en este caso por el corazón.
 Y después poco a poco por el resto de las aplicaciones, sin prisa. Está técnica te permite un estilo más desenfadado por lo que si no queda del todo bien, no pasa nada.
Al final nos quedará esta maraña de hilos, pero tranquilas aquí es cuando entra en juego la aguja ciega, como no hace falta enhebrar, vamos pasando todo los hilos para la parte posterior, simplemente tensando el hilo hacía abajo y ya entra en el orificio superior.

Aunque no se vea bien en esta foto, cuando todo los hilos estén en la parte posterior hacemos pequeños nudos y los cortamos.
 Así nos tiene que quedar de rematado
En el paso siguiente doblaremos la cinta y en medio ponemos la argolla y la unimos a la guata con un pespunte. Este paso no es del todo necesario porque el fieltro tiene suficiente cuerpo, pero a mi me gusta que quede mullido.
Hacemos un pequeño sandwich: parte trasera, guata con la cinta y parte delantera.
Fijamos con alfileres y lo llevamos a la máquina donde pasaremos un pespunte alrededor del borde a 1/4 de pulgada o quizás menos  
  Y ya está....aquí tenemos nuestro llavero por delante 
 y por detrás.
Como verán ha sido superfácil, lo más latoso es el tema de los hilos pero que con esta aguja lo solucionamos perfectamente. Se trata de disfrutar y de ser organizados.
El próximo día les enseñaré otros llaveros con otros dibujos ya que hoy la entrada ha sido más larga de lo habitual 
Ya me contarán...si tienen alguna duda no duden en comentármelo.
Besitos 
Image and video hosting by TinyPic

jueves, 30 de marzo de 2017

Llaveros

 Con la llegada del buen tiempo me entran ganas de hacer labores más sencillitas, más coloridas y por supuesto un poco más divertidas.
 Estos llaveros son muy faciles de hacer y creo que son un detalle muy mono para regalar.
Uno de ellos fué para mi hija para que guardara las llaves de mi casa y la pudiera identificar rápidamente, por suerte a ella todo le gusta y es la probadora oficial de mis chorraditas.
 Están hechos en fieltro con la técnica del aplicado libre a máquina. Lo tengo casi todo listo para hacer una pequeña entrada con un paso a paso de esta técnica que es tan fácil y tan resultona y que seguro todas conocen pero a lo mejor le viene bien a alguna de ustedes.
 Que pena que no me quedé con uno para mí, porque ahora cuando veo las fotos los veo graciosos y me hubiera gustado quedarme con uno.
 En la parte trasera le pueden poner lo que más les guste. A mí me encantan los corazones y ese muac me chifla.
Esto es todo por hoy, tengo hechos otros llaveros con otros motivos pero hoy no las quiero cansar más. Ya se los iré mostrando en posteriores entradas.
Un besito para todas, en especial para todas las amigas con las que empecé en el mundo del blog y que ya no se asoman por aquí...no sé...el otro día me acordaba de ellas, con muchas entablé una relación muy bonita a través del correo, compartíamos el entusiasmo del comienzo de nuestros respectivos blogs...la verdad...las echo de menos...
Image and video hosting by TinyPic

martes, 14 de marzo de 2017

Colcha de Log Cabin

Hoy me gustaría enseñarles la última colcha que me he hecho. He utilizado la técnica de Log Cabin, es una de las más básicas y sencillas dentro del patchwork tradicional.
A pesar de ser una de las primeras que se aprenden, yo no sabía hacerla y la verdad es que me daba un poco de desconsuelo porque se pueden hacer labores preciosas.
Me decidí a experimentar y pensé que podría probar con alguna labor relativamente fácil como una colcha de pequeñas dimesiones, de esas para arroparnos cuando estamos viendo la tele.
He tardado muchos meses en hacerla, no es que sea compleja pero me lo tomé con toda la calma del mundo, saboreando cada puntada y la elección de las telas. Quería hacerla en tonos azules y rosas aprovechando muchos restos que tenía por casa.
Así durante muchas noches después de cenar mientras escuchaba algún programa en la televisión, fuí construyendo cada uno de los bloques con muchos trocitos de telas.
Está totalmente cosida a mano, lo cual me resultó ideal para hacerla en esos ratos que tenía por la noche porque no hace falta mucha intendencia, sólo agujas, hilo, tela y tijeras.
Como la faena me ha durado varios meses, me hace gracia comprobar como a lo largo de éstos he cambiado la estética en la composición de los bloques.
Así en los primeros mi elección fué un poco más loca, contrastando más los colores pero a medida que los iba haciendo buscaba más armonía y homogeneidad en las telas. 
Al final estoy contenta con el resultado, cada bloque es diferente pero me encanta así.
La tela trasera es una sábana de algodón del Corte Inglés en tonos rojos y como verán el acolchado es sencillo, ya que sólo lo he hecho alrededor de cada uno de los bloques y las tiras que los unen, pero sinceramente no tenía ganas de más...es la tercera colcha que acolcho en los últimos meses y ya tengo mi cupo anual totalmente cubierto.
Creo que finalmente no la voy a utilizar para arroparme mientras veo la tele porque me ha quedado más grande de lo que incialmente pretendía,  pero no me importa porque ahora tengo una colcha cubrecama para la habitación de mi hija que me encanta.
Bueno pues estos es todo por hoy, aquí la tenemos dobladita para llevarla para casa, espero que les haya gustado.
Image and video hosting by TinyPic
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...